Marry me a little



Músicas de Stephen Sondheim, idea de Craig Lucas y Normán René.
Traducción al catalán de Roser Batalla.
Intérpretes: Mone Teruel y Toni Viñals.
Piano: Xavi Torres
Dirección de Toni Martin.
Espai Lliure, hasta el 22 de diciembre

He de confesar que me daba una cierta pereza asistir a este espectáculo. Porque las traducciones de canciones me revientan, sobretodo si alguna vez he oído la original. Pero la traductora y el arreglista musical han sabido darle a las letras esa vocalización y silabización propia de las lenguas románicas y consiguen no sólo una buena traducción sino que se entiendan las canciones desde el principio.

En segundo lugar el planteamiento no me parecía muy atractivo. Un musical formado a partir de canciones "perdidas en Boston" (es decir descartadas en la producción definitiva) y con sólo dos actores. Pero se me olvidaba que las "caras B" de Stephen Sondheim, sus obras menores, siguen siendo mucho mayores que muchas de las composiciones actuales. Y los cantantes actores interpretan subliminalmente todas y cada una de las piezas, de manera que se olvida un pronto de que "solo" son dos y se entrega al completo disfrute, ayudado por delicadas y finas soluciones escenográficas. (Una maravilla el momento en que Mone canta dentro de una lámpara que se convierte en una constelación, por ejemplo)

La soledad de dos vecinos de edificio que no saben si se pueden enamorar el uno del otro es el hilo conductor de este musical que una vez más nos define a Stephen Sondheim como el filósofo mainstream de nuestra época.



Comentarios

Entradas populares