La cortesía de España





De Lope de Vega
Dirigida por Josep Maria Mestres, a partir de una versión de Laila Ripoll.
Joven Compañía Nacional del Teatro Clásico (Elsa González, Sole Solís,Manuel Moya, Jonás Alonso, Alba Enríquez, Natalia Huarte, Borja Luna, Guillermo de los Santos, Francesco Carril, Álvaro de Juan, Júlia Barceló ,Laura Romero, Ignacio Jiménez, José Gómez, Mauricio Loseto).
En Matadero de Madrid, hasta el 4 de mayo.


Segunda obra de la compañía de teatro clásico que veo en poco tiempo y segundo deleite para todos los sentidos. Esta vez, a cargo de la Joven Compañía de quien ya me gustó mucho La noche toledana, aunque aquí me han gustado más, mucho más.

Las naves del Español en el Matadero son el lugar idóneo para reinventarse una escenografía desde cero. Aquí no es que se descubra nada nuevo, pero con el marco de una corrala rediseñada y modernizada se nos sirve esta historia en la que parece que todo va sobre ruedas: las risas, la música, las peleas de espadachines, las entradas y salidas... pero nada más difícil, en realidad, que recitar una historia en verso clásico y que llegue al público de hoy en día con tanta naturalidad. Gran mérito de todo el equipo haberlo conseguido. 

Y bueno, de ese Lope, que no deja de sorprendernos. Es ese tipo de autor cuyas obras consideradas menores son mayores que las mejores obras de otros autores. Aquí se nos presenta la historia de un matrimonio genovés roto por una traición cuya desdichada esposa tendrá la suerte de encontrar a un quijotesco caballero español que la protegerá de todo mal hasta que pueda restablecer su honra, aunque el cortés y celtibérico personaje se enamorará irremediablemente de la dama extranjera. El texto se sale un poco de toda clasificación pese a su subtitulo "Comedia Famosa", pero eso es lo que lo hace más interesante: un final no predecible en absoluto y el sufrimiento de los personajes, así como las moralejas subyacentes respecto a los celos, la traición o la confianza la aproximan más a lo que los críticos anglosajones llaman problem play en algunas aproximaciones a Shakespeare.

Destaco la dirección de Josep Maria Mestres (tan experta y curtida en otras latitudes, cómo se nota), y los actores que hacen  del villano: Jonás Alonso, el quijotesco Francesco Carril, el críado Álvaro de Juan y la atribulada Júlia Barceló como los trabajos más lucidos (y lúcidos).









Comentarios

Marta ha dicho que…
La verdad es que compré las entradas con ilusión, recibí una gran alegría con tu comentario y me ha encantado la obra, a pesar de las buenas expectativas que tenía.
Coincido con tu criterio.
Muchas gracias por este blogg.

Entradas populares